SALVAGUARDAS

Como parte de los compromisos asumido por El Salvador dentro de su Política Nacional de Medio Ambiente, a partir del 2012 el país inicia un arduo proceso de consulta y gestión, tanto a nivel nacional como internacional, que confluye en la necesidad de formular una estrategia nacional de restauración de ecosistemas y paisajes; mediante la cual, pueda cumplirse uno de los retos mundiales planteados en Bonn Challenge, el restaurar un millón de hectáreas dentro de su territorio para el año 2030.

A través del aporte sustancial del Fondo Cooperativo para el Carbono de los Bosques (FCPF) en el marco de los Programas REDD+ , El Salvador inicia  en el 2012, paralelamente a la creación de su Programa Nacional de Restauración de Ecosistemas y Paisajes, la formulación de la Estrategia Nacional de Restauración de Ecosistemas y Paisajes con enfoque de Mitigación basada en la Adaptación (ENREP/MbA), iniciativa que ha conllevado paralelamente y  de manera participativa la construcción del Sistema Nacional de Salvaguardas, proceso en el que participan de manera permanente organizaciones sociales, ambientales, empresariales y representantes de los pueblos indígenas existentes en el país.

Desde 1995 El Salvador ratificó la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático; y por tanto, en concordancia con las medidas adoptadas por la Conferencia de las Partes, celebrada en el 2010 en la Ciudad de Cancún, debe cumplir en su ENREP/MbA con las salvaguardas ambientales y sociales establecidas en la Convención, con el propósito de evitar, mitigar y minimizar los potenciales impactos negativos, además de maximizar los beneficios para las comunidades locales directa e indirectamente involucradas en su implementación.

 

El Salvador cuenta con un Programa Nacional de Restauración de Ecosistemas y Paisajes (PREP), liderado por el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales y con una versión preliminar de Estrategia Nacional de Restauración que será regida por la robustez del Plan para la Implementación de las Salvaguardas Sociales y Ambientales que actualmente se formula a través de su Comité Nacional de Salvaguardas constituido por un representativo grupo de actores nacionales a partir de abril del 2017.

 

El Sistema Nacional de Salvaguardas es una herramienta que le permitirá a El Salvador prevenir y mitigar los daños que pudieran derivarse de la implementación de ENREP/MbA; y a la vez, reforzar los impactos positivos que se originen como resultado de las políticas y planes de restauración que se impulsen a nivel nacional. Es así como la Unidad Ejecutora del Proyecto del FCPF, conformada por el MARN para dirigir la formulación de la ENREP/MbA, ha coordinado los diferentes procesos de consulta y talleres de trabajo para el análisis de los componentes y enfoque que el Estado salvadoreño se plantea para el Sistema Nacional de Salvaguardas.

 

El Sistema Nacional de Salvaguardas en El Salvador contempla tres elementos principales: un marco jurídico, un marco institucional y un marco de cumplimiento; así como un Sistema de Información de Salvaguardas (SIS), que supervisará el cumplimiento de las salvaguardas de la CMNUCC, y tomará en cuenta los criterios, principios y salvaguardas existentes bajo la diversidad de leyes existentes y vinculantes al tema de restauración en el país.

www.mba.sv | El Salvador 2017